El jefe de Gabinete del Ministerio de Seguridad, Pablo Noceti, afirmó que emitió "lineamientos" a las fuerzas de seguridad sobre cómo actuar "ante casos de flagrancia" el día previo a la desaparición de Santiago Maldonado. Es decir, les ordenó no esperar a un juez para avanzar contra quienes violen normas o leyes delante de ellos.

El funcionario de Patricia Bullrich dijo que "nunca" habló con el responsable de la Gendarmería del operativo en el que, según testigos, desapareció a Maldonado. "Sólo indiqué los lineamientos sobre cómo actuar ante casos de flagrancia durante la reunión del 31 de julio", explicó a La Nación. Agregó: "Nunca hablé con quien comandó el operativo antes de que se iniciara y tampoco hice ninguna referencia a ese operativo en particular".

Según el diario, en la noche previa a la desaparición de Maldonado, Noceti mantuvo un encuentro con los jefes de la Policía Federal, la Gendarmería y la Prefectura de Río Negro y Chubut. Allí, de acuerdo a la versión, impartió la directiva de un cambio de metodología contra las manifestaciones mapuches.

LEER MÁS: Maldonado: piden investigar al Gobierno por encubrimiento

La Nación precisó que Noceti, segundo del Ministerio de Seguridad Nacional, pidió durante esa reunión que las fuerzas ya no esperaran la orden del juez para actuar durante las manifestaciones mapuches, sino que debían tomar la iniciativa.

Según su versión, la intención de las fuerzas de seguridad era identificar a los manifestantes para poder tener información sobre la agrupación Resistencia Ancestral Mapuche (RAM) y otros grupos afines.