Mariano Parada Lopez
Redacción El Destape
@mparadalopez

La Procuración General de la Nación estudia cuál es el mejor camino para reemplazar al fallecido Alberto Nisman, ya que Alberto Gentili, el fiscal subrogante que ocupa su lugar, estará en ese cargo hasta el 31 de enero. Si bien aun no está definido, se analiza poner un cuerpo colegiado de fiscales a cargo de la Unidad Fiscal Especial.

Según pudo averiguar El Destape, la idea que se baraja hoy en el Ministerio Público Fiscal es convocar a organizaciones de la sociedad civil para que aporten ideas y proponer nombres para la conformación de este grupo de fiscales que tomaría el mando de la Unidad Especial dedicada a investigar la causa por el atentado a la AMIA . CELS y Poder Ciudadano son dos de las organizaciones que se mencionan como posibles "consultores" para la conformación del cuerpo de fiscales, con el objetivo de dotar a las designaciones de la mayor legitimidad posible.

Este medio se comunicó con el CELS, quienes afirmaron que hasta el momento no recibieron ningún llamado desde la Procuración, aunque reconocen tener un buen diálogo con ellos y responderán a la convocatoria en caso de ser llamados.

Poder Ciudadano, por su parte, recamó públicamente a Alejandra Gils Carbó que le permita a la organización "monitorear" la designación del reemplazante de Nisman, fallecido entre las 15 y las 16 del domingo, según se estimó en la autopsia.

La otra opción es mantener la misma estructura de la actualidad con un fiscal a cargo. Hasta el momento, no hay nombres para tomar la posta, en ninguna de las modalidades que se estudian.

Mientras tanto, la Procuración General designó a Alberto Gentili en lugar de Nisman hasta el próximo 31 de enero, día que culmina la feria judicial.