El sindicalista Hugo Moyano pidió no "apurar" ni "presionar" a la conducción de la CGT unificada a lanzar el primer paro general en contra de las políticas de ajuste de Mauricio Macri. El líder de los Camioneros apeló a la "la sabiduría y la prudencia necesarias para hacer las cosas cuando corresponda" de los dirigentes sindicales.

"Ellos saben bien lo que está pasando y ocurriendo, se llevan por lo que los trabajadores le informan y por eso han tomado la determinación de hablar con el Gobierno y después tomar la decisiones que corresponda", indicó el sindicalista en diálogo con el canal América TV.


Al ser consultado por qué la nueva conducción de la central obrera no convocaba a una huelga, Moyano remarcó: "Tienen la sabiduría y la prudencia necesarias para hacer las cosas cuando corresponda. Alguien decía: ni apresurados ni retardatarios. No los apuremos, no los presionemos, ellos saben cuándo tiene que hacer las cosas".

El Gobierno y la CGT se reunieron la semana pasada para debatir salarios, impuestos y productividad y evitar la convocatoria a un paro nacional. El ministro de Interior, Rogelio Frigerio, quien fue parte de la reunión, afirmó en una entrevista en La Nación: "No le vamos a dar nada a la CGT", dijo.

En esta nota