Luego de que trascendiera que la embajadora argentina ante la república de Islandia y el Reino de Noruega, Mónica Dinucci, realizó comentarios homofóbicos en su cuenta personal de Facebook, por los que fue denunciados por la Federación argentina FGBIT, ahora la canciller Susana Malcorra analiza una sanción a la funcionaria.

Malcorra, según detalla el diario Perfil, evalúa la sanción y envió un mail interno para evitar otro episodio desafortunado en las redes sociales. "No Apoyo la adopción gay. Nuestros niños y niñas necesitan crecer con una figura paterna y materna, con principios y valores suficientes que les ayude a tener un desarrollo integral en la sociedad", había dicho Dinucci.

“Es vergonzoso que una persona con las opiniones de esta Sra. sea quien represente a nuestro país”, dijo a Perfil, María Rachid, secretaria general de la Federación Argentina LGBT, y agregó: “La Argentina es vanguardia en el mundo en el reconocimiento de los derechos humanos en general y los de la diversidad sexual en particular.

Esta situación habría motivado a Malcorra, a dar instrucciones para que manden un mail interno a todos los embajadores para que sean más coherentes a la hora de publicar en la redes sociales, y que no se olviden que son funcionarios públicos. El cuidado que le pide Malcorra a los embajadores para que cuiden las expresiones sobre sus pensamientos, tiene que ver con los dichos de Juan José Gómez Centurión sobre el negacionismo de un plan sistemático de exterminio durante la última dictadura militar, aunque este funcionario no pertenece a su cartera.

LEER MÁS: Denuncian a una funcionaria macrista por comentarios homofóbicos

Fuentes del Ministerio de Relaciones Exteriores dijeron a Perfil que la embajadora Dinucci fue citada a una reunión y que después de ese encuentro se sabrá la sanción que le aplicarán.

Embed

En esta nota