Mauricio Macri rechazó la demanda penal en su contra por los Panamá Papers al esgrimir que pertenece a su vida privada. Los hechos datan de 1984 y 1998, cuando era empresario y aún no jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. A pesar de ello, está imputado por no haber declarado sociedades offshore y lavar dinero con una de ellas.

En una entrevista al canal La Nación Más, el Presidente contestó sobre su delicada situación judicial. "Si yo hice sociedades o no son cosas de mi vida privada", se defendió. Y agregó: "No cometí ningún delito".

LEER MÁS: El fiscal de los Panamá Papers advierte que la causa está en riesgo

El juez Sebastián Casanello y el fiscal Federico Delgado investigan el lavado de U$S 9,3 millones que realizó Macri con la bahameña Fleg Trading Limitada y el no haber declarado ninguna de sus offshores ante el fisco ni la Oficina Anticorrupción.

"Uno puede ser director de muchas empresas. Yo no había cometido ningún delito. Fui empleado de las empresas de mi padre", explicó el actual director de la panameña Kagemusha SA.

La demanda judicial fue iniciada por el diputado del Frente para la Victoria Darío Martínez, con múltiples ampliaciones y documentación.

En esta nota