El vicepresidente del Banco Central argentino, Lucas Llach, pasa gran parte de su tiempo en Twitter y lejos de informar sobre el trabajo que realiza en la autoridad monetaria, dedica los caracteres de la red social para chicanear a otros usuarios o simplemente para demostrar que hace bastante tiempo que no utiliza un medio de transporte público.

LEÉ MÁS: Mientras el subte genera dolores de cabeza, Larreta instala cabinas anti estrés con cachorros

Así fue como el funcionario hizo un comentario a un usuario que se quejaba del mal servicio del subte y queriendo rozar el humor, terminó mostrando su gran desconocimiento sobre lo complicado que es viajar en los medios de transporte en la Ciudad de Buenos Aires.

Embed

Sus seguidores y otros usuarios no se tomaron a gracia su consejo de que “el smartphone hace que el tiempo de viaje pueda ser de trabajo” y le dijeron de todo.

Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed