La Sala I de la Cámara Federal porteña, integrada por los jueces Leopoldo Bruglia y Jorge Ballestero, confirmó el procesamiento de Cristina Kirchner en la causa Los Sauces. La senadora electa está señalada como presunta jefa de una asociación ilícita y de lavado de dinero junto a sus hijos, Máximo y Florencia.

La Cámara Federal confirmó lo establecido por Claudio Bonadío y ratificó el embargo trabado por $ 130 millones. La Justicia considera que Los Sauces nunca tuvo la intención de funcionar comercialmente.

En la causa de denuncia que la familia Kirchner habría alquilado plazas hoteleras a los empresarios Cristóbal López y Lázaro Báez. En el fallo, los jueces también decretaron el procesamiento de ambos empresarios y confirmaron los embargos a partir de los 100 millones de pesos sobre la ex mandataria y sus hijos.

Para el juez de la causa, Néstor, Cristina, Máximo y Florencia Kirchner se convirtieron en "jefes de una banda que impartían las directivas de la organización delictiva para percibir dinero ilegítimo a fin de darle apariencia lícita". A partir de esta decisión, la causa pasará al juzgado de Julián Ercolini, quien procesó a la ex presidenta por asociación ilícita por el direccionamiento de la obra pública.

En esta nota