El Ministerio de Educación porteño realizó una persecución contra los docentes de la Ciudad de Buenos Aires que pararon.

En un informe, la Ciudad informó que al menos cincuenta equipos directivos de escuelas encubrieron a los docentes que hicieron paros desde el 6 de marzo.

Para llegar a esta desafortunada conclusión persecutoria, el Gobierno de Horacio Rodríguez Larreta obtuvo el resultado por el cruce de datos que iniciaron entre la carga de las ausencia en el sistema por parte de los directores y lo que pudieron constatar los 350 auditores que el gobierno sacó a la calle durante los siete días de paro docente que hubo hasta ahora en el distrito, según reveló el diario Clarín.

"Por el momento, son siete los casos ya identificados de esta irregularidad. Por ejemplo, un jardín de infantes de Nueva Pompeya, donde trabajan 32 docentes, los inspectores constataron que la escuela estuvo cerrada durante uno de los días de paro, y sin embargo los directivos solo cargaron dos ausencias ese día. Los otros 30 docentes cobraron sin haber ido a trabajar", cuenta el matutino sobre la persecución de la Ciudad a los maestros.

Así, la Ciudad ahora comienza con el hostigamiento a los docentes: "Esto es de extrema gravedad. Se está fraguando un instrumento público que tiene valor de declaración jurada. Y mucho más grave porque la falta la comete un docente, que tiene que predicar con el ejemplo. Y más aún cuando se trata de directivos", le dijo a Clarín Luis Bullrich, jefe de gabinete del Ministerio de Educación porteño.

El diario, a su vez, detalla que "a los directivos que cometieron las irregularidades se los va a apercibir, de modo que puedan hacer su descargo. Y luego se determinará si amerita iniciar un sumario o aplicar una sanción, dicen en el gobierno".

Asimismo, los siete colegios encontrados con irregularidades durante este operativo son un jardín, una escuela media, una escuela técnica y cuatro primarias. Y en el Ministerio de Educación dicen que seguirán con el análisis escuela por escuela.

De acuerdo a la información oficial a la que accedió ese diario, el promedio de los descuentos en Capital es de $360 por jornada simple. En el distrito, el 76% de los docentes hace jornada doble y la quita salarial les asciende a unos $750 por cada jornada en la que adhieren a la huelga. La Ciudad tiene hoy 50.813 docentes en servicio y unos 120.000 cargos. En los siete días de paro que hubo hasta el momento aplicaron 48.890 descuentos.

En esta nota