El presidente de la Corte Suprema de Justicia Ricardo Lorenzetti rompió el silencio y se refirió al confuso accidente que protagonizó el domingo por la tarde en la ciudad de Rafaela y aseguró estar "muy mal" anímicamente ya que los dos jóvenes que resultaron heridos se encuentran "muy graves".

En diálogo con Luis Majul en La Cornisa, Lorenzetti aseguró que los accidentados "realmente están muy graves", ya que el menos uno de ellos, "al pegar con la cabeza en el piso sin casco, tuvo lesiones. Estoy muy apenado", manifestó el domingo por la noche, quien indicó que se hará "cargo de los gastos" de internación de los heridos.

En ese marco, afirmó que se quedará en Rafaela para "asistir a la familia" de los heridos, y enfatizó: "No me importan los daños materiales. Lo que importa ahora es la salud de estos dos jóvenes, hay que ocuparse de que reciban la mejor atención médica".

Embed

"Estoy muy mal porque esta tarde iba manejando mi auto despacito, cruzo una calle y dos chicos que venían en una moto, muy fuerte, me chocan. Uno de ellos cayó a 30 metros, sin casco. Fue un accidente pero es una tragedia", relató Lorenzetti.

Además, el presidente de la Corte Suprema indicó que "no" tienen "una hipótesis de lo que pasó. Se ve que perdieron el control, pegaron contra el auto y volaron por el aire", señaló.

Embed

"Estuve ahí desde las cuatro de la tarde hasta ahora. Llamé a la ambulancia, después al director del hospital. Cuando vimos la gravedad le dije 'si hay que llevarlos al mejor sanatorio de Buenos Aires me hago cargo de los gastos'. Voy a ayudar en todo lo que necesiten", enfatizó Lorenzetti.

Por último, indicó que "se hicieron todas las pericias" y "se llevaron el auto", y concluyó: "Acá no hay que especular con nada, fue un accidente. Ya puse todo a disposición", destacó.