El consumo volvió a deteriorarse en abril con una baja de 1,7% en las cantidades vendidas en supermercados con relación al mismo mes del año pasado. La situación fue peor en los shoppings, donde el volumen despachado se desplomó 8,9% en la comparación interanual.

El INDEC retomó la publicación de cantidades vendidas en ambos segmentos, dado que en abril de 2016 se realizó el primer cálculo de inflación, indicador que habilita a realizar el ajuste correspondiente.

La facturación en los supermercados durante abril trepó a $ 27.631,5 millones y mostró un crecimiento de 24,5%, variación en línea con la suba del Índice de Precios al Consumidor (IPC). A su vez, los tickets en shoppings alcanzaron un valor de $ 4.803,5 millones, lo que significa un leve avance de 8,9% en la comparación interanual, 15 puntos por debajo de la inflación.

LEER MÁS: Por la apertura de importaciones, Puma despidió a 160 empleados

Los datos correspondientes a los supermercados se obtuvieron de un panel de 61 empresas distribuidas en todo el país, mientras que en el caso de los shoppings se recolectaron en 37 centros de compras de la región metropolitana.

De acuerdo con la información oficial, en la provincia de Córdoba se registró el mayor avance en la facturación en supermercados con una suba de 32%, unos 8 puntos por encima de la media.

En tanto, la facturación de alimentos y bebidas exhibió una mejora de 31%, valor 7 puntos mayor al promedio del índice inflacionario. En contrapartida, rubros como artículos de limpieza e indumentaria se movieron con subas en torno al 17 por ciento.

En otro orden, el INDEC informó que la venta de electrodomésticos en marzo registró una facturación de $ 5.064,9 millones, que representa una mejora interanual de 14,8%, 10 puntos por debajo de la variación de precios.