La productora que trabajó con el conductor Ari Paluch en El Exprimidor entre 2009 y 2010 en Radio Uno, Malena Dip, contó lo que le tocó vivir durante ese año mientras trabajaba con el periodista y reveló: “Una vez me arrinconó en el pasillo y me dijo 'te parto'".

En una entrevista que brindó al programa Los Ángeles de la Mañana, relató que cuando tuvo la entrevista de trabajo fue con el currículum vitae y Paluch le dijo que "no hacía falta que leyera el CV, que me contrataba porque era linda".

"En mi primer día de trabajo me habían explicado que él llegaba a las 5 de la mañana y que los demás teníamos que estar antes, con los diarios leídos. Entonces, él saludó, llegó al estudio y miró pornografía en la computadora. Yo miré a mis compañeros y me dijeron que era normal, que me quede tranquila. Después, cuando entrábamos al estudio teníamos la reunión de producción y empezaba el programa. Eso pasaba todas las mañanas", detalló.

LEÉ MÁS: Ari Paluch no pidió perdón tras el episodio de abuso y Duggan lo destrozó en Twitter

Una cuestión que solía cometer con todas las productoras y locutoras que trabajaron con él era pedirles que dieran "una vueltita", Dip agregó que "no era todos los días, sino que lo pedía cuando venía de buen humor".

"Otro mecanismo que usaba era comunicarnos con él mientras estaba al aire a través del MSN. Un día me escribió que estaba muy linda, que teníamos que tener una reunión y que me tenía que dejar llevar. Eso pasó mientras estaba al aire. Ese día me fui sin saludar apenas terminó el programa", explicó.

Asimismo, la productora indicó que los avances de Paluch no llegaron a ser físicos, sino que dijo que él la acosó con pedidos e insinuaciones: "Otra vez me arrinconó en el pasillo y me dijo ´Te parto´. También, otro día me preguntó si era gauchita en la cama (...) Todo el mundo me decía que eso era normal. Era el único trabajo que tenía en Buenos Aires, no me podía dar el lujo de renunciar”.

La situación de acoso terminó por “desgastarla” y contó: “Un día me llamaron de la producción, me vieron desganada y me hicieron firmar un papel en el que renunciaba".

También sostuvo que sufrió maltrato laboral por parte del conductor: "Aparte del acoso, había maltrato. Lo más leve que me llegó a decir, por lo que me encerraba a llorar en el baño, fue que era tonta porque era de Tucumán".

En esta nota