La Justicia avanza en la investigación sobre la fundación SUMA, que maneja la vicepresidenta Gabriela Michetti. Tal como reveló El Destape, la lupa está puesta en los aportes que empresas con contratos con el gobierno de la Ciudad realizaron a la campaña presidencial de Mauricio Macri y a la vez figuran como sponsors de la ONG, hoy investigada por el origen de los fondos que le robaron a la vice el pasado 22 de noviembre.

El aporte directo de empresas a campañas políticas está prohibido por la ley de Financiamiento de los Partidos Políticos, que solo permite hacerlo a nombre de personas. Entre las firmas involucradas se encuentra Riva SA, Delta Marketing, Vialmani y Fontana Nicastro, entre otros.


Riva es de una de las constructoras más importantes de la Ciudad, que estuvo a su cargo la construcción del Metrobús. Según reveló el programa que conduce Roberto Navarro, aportó 500 mil pesos a la campaña. Otra firma, Delta, que tiene a su cargo la comunicación de la campaña de reciclado del GCBA, aportó el mismo monto.

¿Qué tienen todas estas empresas en común? Todas figuran como sponsors de SUMA. Por estos datos, los diputados del FpV Juan Cabandié y Rodolfo Tahilade ampliaron la denuncia contra la vice.