El fiscal general de la Cámara del Crimen Ricardo Sáenz, uno de los impulsores del #18F que determinó, antes de tener información, que a Nisman lo asesinaron, visitó Animales Sueltos e hizo una fuerte confesión.

LEÉ MÁS: Denuncian un pacto entre el Gobierno y Gendarmería para afirmar que a Nisman lo mataron

En la charla con Alejandro Fantino, el funcionario judicial sostuvo que "desde el primer día pensamos que esto era un homicidio", en alusión al peritaje que realizó la cuestionada Gendarmería. Daba cuenta así que, inclusive antes de ver cualquier prueba, ya tenía una conclusión sacada de antemano.

Embed

Además, el fiscal admitió que el hecho de que a Alberto Nisman lo "hayan asesinado" le genera "satisfacción personal". Confesión bastante particular, ya que se habla de una persona muerta y, de acuerdo a Gendarmería, asesinada.

En medio del escándalo por la desaparición de Santiago Maldonado, la Gendarmería Nacional consideró que el fiscal Alberto Nisman fue asesinado, luego de realizar una nueva pericia ordenada por la Justicia que se entregó el último viernes.

Según la versión, esta conclusión habría sido reconocida por veintiocho integrantes de la Gendarmería. La pericia realizada por la fuerza de seguridad señaló que al fiscal lo mataron de un tiro en la cabeza y que luego se limpió el lugar para simular un suicidio.

LEÉ MÁS: Los increíbles motivos por los que el Gobierno sigue apoyando a la Gendarmería

En una nota para Ámbito Financiero, la periodista Liliana Franco explicó que "desacreditar a la Gendarmería (tras la desaparición de Maldonado) tendría un beneficio para aquellos involucrados en la causa de la muerte del fiscal Alberto Nisman", dejando entrever que el informe ya estaba orientado.

Según Franco, esa fue la razón por la cual Patricia Bullrich defendía a rajatabla a los uniformados. Cabe destacar que la ahora ministra de Seguridad, fue junto a Laura Alonso, una de las últimas personas que hablaron con el fiscal antes de su muerte y la principal defensora de la teoría de un asesinato.