Durante una recorrida por obras de hábitat en la pequeña localidad de La Unión en la provincia de Salta, el máximo mandatario Mauricio Macri se fotografió junto a los empleados de la construcción y el gobernador Juan Manuel Urtubey, aunque le hicieron pasar un mal momento que quedó retratado.

Es que al momento de la captura, el Presidente y el gobernador sonrieron y se mostraron alegres, aunque los obreros decidieron no seguirles el juego: todos decidieron mantenerse serios y a pesar de ello, la imagen fue difundida por Presidencia.

"Hay que decir la verdad y trabajar en equipo, con las manos limpias. Nunca más la frase 'roban pero hacen'; ahora se hace con transparencia, que es lo que corresponde", afirmó durante la visita de este miércoles el Presidente.

Embed

En esta nota