El Gobierno comienza a mirar los números de cara a las elecciones 2017, que pueden definir el futuro político del proyecto de Cambiemos. Uno de los encargados de armar la estrategia comunicacional del oficialismo advirtió el problema que enfrentan: un núcleo duro de votantes numeroso que los rechaza firmemente, lo cual los obliga a sacar un amplio resultado con el resto para lograr el triunfo.

La información fue revelada por el diario Clarín, y da cuenta de un encuentro del coordinador de Comunicación Estratégica de Jefatura de Gabinete, Hernán Iglesias Illa, con productores frutihortícolas del Mercado Central. En un living del barrio de Barracas, cuentan, los empresarios querían conocer de primera mano las impresiones del Gobierno sobre la economía y el futuro político. Iglesias los sorprendió con la confesión.

LEE MÁS

Embed

"Hay un 30% de la población que aborrece (sic) a Mauricio y no sabemos cómo llegar", enfatizó el funcionario ante sus interlocutores. Se sabe, el tan mencionado segundo semestre no resultó positivo para la economía, cuya reactivación se demora.

Según la última encuesta de Management & Fit, Cambiemos está tercero en las preferencias electorales de la estratégica provincia de Buenos Aires, detrás del Frente Renovador y el Frente para la Victoria, con apenas 18 por ciento de las preferencias.