El actor Luis Machín analizó la situación actual del país y afirmó que se "el bolsillo está muy resentido con los tarifazos y la inflación", al tiempo que arremetió duramente contra el gobierno de Mauricio Macri al asegurar que se está viviendo "una de las etapas más feas después de la dictadura militar" y que su administración represente "un retroceso enorme de todas las conquistas que se habían logrado".

En una entrevista exclusiva para el programa de radio Crónica Anunciada, que se emite por Fm La Patriada 102.1, en la que aseguró: “Estamos viviendo una de las etapas más feas después de la dictadura militar. En democracia, estamos viviendo un retroceso enorme de todas las conquistas que se habían logrado a nivel social. Están gobernando para una minoría”.

En ese sentido, se refirió al contexto general que le “toca vivir como ciudadano y como actor”: “Este gobierno no solo ha atacado a la industria audiovisual, sino también a la industria en general, la salud, la educación”.

Y señaló: “La sociedad entendió que el supuesto cambio propuesto por el gobierno era una mentira. En la Argentina hubo un cambio para mal, nos están sacando lo que habíamos conseguido. Creo que mucha gente ha tomado conciencia que el cambio era para mal”.

Embed

Por otro lado, el protagonista del unipersonal “El mar de noche” hizo referencia al rol de los actores con respecto a la política: “Los actores hemos sido atacados, nos han dicho que no podíamos dar nuestra opinión política. Eso es una bajada de línea errada y confusa, todo ciudadano, sea actor o trabajador de cualquier industria, tenemos el derecho a la opinión. Ya nos sacaron bastantes cosas, espero que no vayan por la opinión también”.

Sobre la situación actual de la industria teatral y audiovisual, Machin reflexionó: “Si no hay un poco de cabeza y corazón en el desarrollo de la actividad política, económica y cultural de un país, todo tiende a degradarse. Y es un momento muy difícil para el ámbito teatral y audiovisual. Éramos un país que producía hasta 200 películas por año, hoy estamos por debajo de la mitad”. Y agregó: “El año pasado hubo una baja en la cantidad de público en el teatro; este año es menor aún, aunque con la obra IDIOTA nos va muy bien. Está claro que el bolsillo del ciudadano está muy resentido con los tarifazos y la inflación. Sin embargo, los actores nunca vamos a dejar de actuar porque eso nos mantiene vivos, siempre hemos sobrevivido a crisis enormes.

Por último, habló sobre Cristina Kirchner y las próximas elecciones legislativas: “En el caso de Cristina Kirchner, no sabemos qué va a decidir, pero va más allá del personalismo. Hay que reencausarnos en una Argentina que ahora estamos endeudados por tres generaciones, así que el próximo gobierno sí que tendrá una pesada herencia".

En esta nota