La ministra de la Corte Suprema Elena Highton de Nolasco polemizó sobre la decisión del máximo tribunal de remitir a la Justicia Federal al expediente que investiga la muerte del fiscal Alberto Nisman.

"No tiene absolutamente nada que ver" con una definición -acerca de si fue un suicidio o un homicidio- sino que se vincula con "su función" dado que su muerte "se presume que no fue por mal de amores", afirmó Nolasco.

"Era un funcionario federal y, sea homicidio o suicidio, se supone que tiene algo que ver la relación con los casos que estaba investigando, es decir la causa Amia o, eventualmente la denuncia que había hecho", aseveró Highton de Nolasco, esto último en referencia a la denuncia por presunto encubrimiento de la responsabilidad de los iraníes acusados del ataque del 18 de julio de 1994.

Así lo aseguró en declaraciones esta mañana a radio Continental, en las que remarcó que "no es por tipo de delito" sino "solamente por una cuestión de competencia, al ser un funcionario federal por ser fiscal", que la Corte Suprema de Justicia determinó que la investigación debe tramitarse en el fuero federal.
"Estaba en ejercicio de la función y se presume que no es por mal de amores (que murió) sino por una cuestión relacionada con la tarea; por eso es que va a (la Justicia) Federal", explicó la ministra de la Corte.

La decisión del máximo tribunal fue adoptada el martes último y, en consecuencia, el expediente volvió a ser remitido ayer al juzgado federal a cargo de Julián Ercolini, adonde había recaído inicialmente el expediente luego de que, por un breve plazo, pasara este año al fuero federal.

No obstante, merced a un planteo realizado por la defensa del único imputado en el expediente, el técnico informático Diego Lagomarsino, la causa volvió a ser remitida al fuero ordinario, lo que quedó revocado con sentencia firme con la decisión del martes último de la Corte.