El presidente auricio Macri reveló detalles de la difícil relación con su padre, Franco, en una entrevista que brindó al periodista oficialista Pablo Sirven y habló sobre una de las causas más encandalosas que lo involucran.

"Él fue el mayor conflicto que yo tuve que enfrentar, se transformó casi en un enemigo de lo que yo hacía y, encima, dolía porque era alguien cercano", aseguró el primer mandatario y confesó: “"Para él (por su padre) un día soy el mejor del mundo y, otro día, no".

Embed

También, reveló que se le “hizo insoportable” trabajar con su padre al subrayar: “Fue muy duro porque mi mentor, mi profesor y mi padre de pronto boicoteaba mi trabajo y eso me enloquecía".

Contó, asimismo, cómo paso toda su infancia entre las obras que inspeccionaba su padre pero señaló que “después ya empezó a ponerse más denso porque a los 12 años me llevaba de viaje a reuniones eternas donde yo no entendía nada".

Por último, el presidente se refirió a las declaraciones que hizo su padre en 2010 cuando estalló la causa por escuchas ilegales: "No se da cuenta lo que hace, después se arrepiente. Ha hecho declaraciones horribles. Tal vez la peor fue cuando me inventaron la causa de las escuchas telefónicas, que fue una experiencia límite".