Nuevamente, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) vuelve a tener al gobierno de Mauricio Macri en la mira y ahora convocó a una audiencia para analizar la vulneración de los derechos laborales durante su gobierno.

La misma fue convocada para el 24 de octubre, dos días después de las elecciones legislativas. Fue impulsada por la denuncia de un conjunto de organizaciones sindicales, de abogados y de derechos humanos que apuntaron contra la vulneración de derechos laborales durante el gobierno de Mauricio Macri.

La lista incluye: ataques y criminalización de sindicatos, pedidos de juicio político contra jueces del fuero laboral, la desacreditación pública –incluso en boca del Presidente– de la actividad de los abogados laboralistas equiparada con un "mafia", así como el cuestionamiento de la actividad de ese fuero de la Justicia. La citación apareció este miércoles en el calendario oficial del organismo internacional.

LEE MÁS "Justicia laboral: hace un año denunciaron el colapso por falta de presupuesto"

Uno de los disparadores de la denuncia presentada a mitad de año fue, como consecuencia de la discusión por los salarios docentes y las medidas de fuerza que se sucedieron, un ataque dirigido a la figura de Roberto Baradel, el titular del Suteba – gremio de los docentes bonaerenses–. Entre las organizaciones que hicieron la presentación inicial y que están convocadas para el 24 de octubre figuran la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA), la CTA Autónoma, la Ctera, Suteba, la Asociación Bancaria (de la CGT), Conadu (docentes universitarios), el Sindicato de Prensa de Buenos Aires, la Asociación Civil Corriente Laboralista 7 de Julio, el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), el Centro de Profesionales por los Derechos Humanos (Ceprodh).

LEE MÁS "Macri comparó al fuero laboral con el narcotráfico"

El tema de la audiencia será el "Debilitamiento de los mecanismos de protección de trabajadores y de sindicatos". Según la denuncia, Lo que estaría en juego, a través de mecanismos de descrédito y persecución de abogados, jueces y representaciones sindicales, son los derechos laborales, que son derechos humanos y por eso atañen al a CIDH. Esto ocurre, plantean los "peticionarios", además, en un contexto de aumento de la desocupación y cada vez menor participación de los trabajadores en las ganancias. Como uno de los puntos claves se refiere a la apertura de investigaciones con pedido de juicio político contra jueces del fuero laboral, se prevé que estén presentes algunos de los denunciados para que relaten lo sucedido.

Irá una delegación de la Asociación Nacional de Jueces y Juezas del Trabajo, cuyo presidente, Luis Raffaghelli, es uno de los que tienen causas abiertas por un pedido de jury presentado por el Enacom al haber dictado una medida cautelar que ordenaba la reincorporación de nueve trabajadores de la Afsca.

También el Gobierno a través del Ministerio de Trabajo denunció y pidió la remoción de los camaristas Enrique Arias Gibert y Graciela Marino que habían convalidado la paritaria bancaria del 24 por ciento. La cartera de Jorge Triaca pidió medidas insólitas sobre los jueces, como que les revisen su Facebook para ver sus opiniones personales. Estas causas contra camaristas del fuero laboral siguen abiertas.

LEE MÁS "Nueva amenaza a Baradel: el Gobierno es responsable de la hostilidad"