La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, salió a cuestionar al dirigente social del Movimiento Evita, Emilio Pérsico, por los cortes que realizan junto a movimientos sociales en los principales puntos de acceso a la Capital Federal.

Bullrich cuestionó a Pérsico con una chicana: "llega a fin de mes siete veces, no una vez". La funcionaria además opinó que el dirigente "busca poner al Gobierno en una situación de ingobernabilidad".

LEER MÁS: Represión en Mosconi: Nos quisieron encerrar en el cementerio a tiros

"Permanentemente hay una situación de querer poner al Gobierno en esta posición. Los que crean que esto es una batalla social están poniendo el ojo en un lugar distinto. Estas organizaciones tienen claramente un sentido político. Pérsico, Menéndez, todos [fueron] miembros activos del anterior gobierno", sostuvo la funcionaria.

Embed

La ministra de Seguridad se quejó de que haya que destinar "casi la mitad de los policías en las calles, en las manifestaciones" cuando "tendrían que estar cuidando a la gente". Y planteó: "¿Quieren luchar contra el narcotráfico? Nos hacen poner opciones que no son prioritarias para la sociedad".

Bullrich recurrió a un refrán. "Cuando uno tiene que sacar de un lado para poner en otro, lo que se hace es desvestir a un santo para vestir a otro", dijo.

En esta nota