Cristina Kirchner realizó una sincera autocrítica al ser consultada por las cadenas nacionales en una entrevista con Infobae. La candidata a senadora de Unidad Ciudadana concedió que sus tonos no fueron los adecuados al comunicar las acciones de gobierno durante sus presidencias.

“La cadena nacional es un instrumento que un Presidente puede y debe usar cuando la información de la gestión de gobierno es absolutamente ocultada por gran parte del aparato mediático hegemónico”.

El periodista Luis Novaresio le había preguntado por los 121 mensajes a la población que emitió en cuatro años y los 31 en los últimos seis meses de gestión del Ejecutivo.

Embed

"Lo que sí me voy a criticar de las cadenas nacionales es el tono; no la utilización para difundir los actos de gobierno, para difundir la inauguración de obras, para difundir medidas trascendentales, como la Asignación Universal por Hijo, la recuperación patrimonial de YPF, las jubilaciones, las inclusiones”, admitió.

Inmediatamente, arremetió contra las escasas cadenas nacionales de Mauricio Macri: “A mí me encantaría que este gobierno pudiera utilizar la cadena nacional para explicarnos qué pasó con Santiago Maldonado, todos los planes que tiene de precarización laboral. No me molesta en tanto sea para informar”.

“Lo que sí te voy a conceder es que el tono y algunas cosas que decía no eran las apropiadas para una cadena nacional. Pensándolo en retrospectiva, yo muchas veces estaba enojada y entonces, una persona que llegaba a su casa después de un día de trabajo y encendía el televisor y veía que la Presidenta estaba ofuscada o crispada, no es la mejor. Y yo no lo advertí. Y en eso me lo critico duramente”, se criticó Cristina.

LEER MÁS: El enojo y el repudio de Cristina ante la escena de José López

En esta nota