La Justicia federal intimó ayer al Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) para que brinde explicaciones sobre la situación de los canales comunitarios que cuentan con licencias adjudicadas en la Televisión Digital Abierta desde hace un año y que aún no habilitó para que puedan funcionar.

"En un contexto en el que no hay operadores comunitarios en la televisión digital, la inacción del Estado es alarmante", denunció Natalia Vinelli, de Barricada TV, una de las tres señales que, a pesar de que cuentan con licencias, no pueden transmitir.

LEER MÁS:

Embed

Es por ello que ahora el Enacom tendrá tres días para explicar al juzgado Contencioso Administrativo Federal 12 por qué no avanzó con las habilitaciones a los canales comunitarios Barricada, Urbana y Pares TV, a pesar de que recibieron su licencia a través de un concurso abierto por la entonces AFSCA para proyectos comunicacionales sin fines de lucro.

El pedido de cautelar fue presentado antes de la feria judicial de invierno, pero la jueza Marra Giménez es la primera magistrada que le hace lugar.

Estos tres canales ganaron sus licencias en un concurso para operadores de baja potencia en la TDA y actualmente se encuentran en proceso de habilitación definitiva, un paso que debe concluir el Enacom. Pares TV emite en Luján, en la provincia de Buenos Aires. Barricada TV y Urbana TV deben hacerlo en la frecuencia 33 de la TDA, un espacio que usurpa El Trece (Grupo Clarín), que lo utiliza para hacer pruebas a pesar de no contar con permiso para tal fin.

"Nosotros presentamos todos los papeles que nos pidieron y deberían haberse expedido con nuestras habilitaciones. Tenemos licencias y nos faltan habilitaciones. Enacom se la pasa repartiendo habilitaciones a canales privados que no tienen licencia pero transmiten igual", denunció Vinelli, y continuó: "En nuestro caso, sabemos que no avanzan porque eso significa reordenar la grilla y correr a Canal 13, que está interfiriendo una señal que no le corresponde".

En esta nota