El empresario Lázaro Báez, detenido por lavado de activos, fue internado hace horas por una arritmia severa en el sanatorio los Arcos, según afirmaron fuentes judiciales y desde la prepaga Swiss medical, aunque su estado no es grave.

Baez se encuentra privado de su libertad desde mediados de 2016 por orden del juez federal Sebastián Casanello en una causa por lavado de dinero vinculado con su enriquecimiento producto de la obra pública.

Además, está procesado por ser el presunto jefe de una asociación ilícita por el juez Claudio Bonadio. Junto con él, están presos su contador y su abogado con los que creó estas maniobras.

En esta nota