El Gobierno nacional quiere poner a la Argentina como el mejor alumno del Fondo Monetario Internacional (FMI). Paso a paso, desde la Casa Rosada impulsan distintas medidas que el organismo multilateral de crédito pidió a nuestro país para que "cierren las cuentas".

Reducción de gasto público, aumento de edad jubilatoria y reformulación de los planes sociales son algunas de las viejas/nuevas recetas que el Gobierno recibió como parte de este nuevo vínculo que busca entablar.

La modificación del haber jubilatorio que el Gobierno intentó en febrero fue solo uno de los puntos recomendados por el ente comandado por la francesa Christine Lagarde. La legislación laboral y el gasto público del PAMI son otros aspectos que están en la mira

Mirá el informe completo:

Embed

En esta nota