El ministro de Justicia nacional, Germán Garavano, habló sobre el escandaloso fallo de la Corte Suprema que beneficia a los genocidas condenados por crímenes de Lesa Humanidad y, si bien no quiso expresarse al respecto, fue categórico al fustigar la ley del 2x1.

"Mi rol como ministro debe ser cumplir los fallos de la Corte, no criticarlos. Así que en esa política me mantengo, pero sin perjuicio a eso, como ya me expresé en varias oportunidades, vuelvo a decir que la ley del 2x1 fue de los peores engendros", señaló Garavano.

Y continuó con su descargo: "Lo que hace esta ley es reducir la pena de los condenados por delitos más graves, más complejos, los que ponían más palos en las ruedas para investigar, los que cometían crímenes aberrantes como los de lesa humanidad".

Embed

Por eso, remarcó el titular de la cartera de Justicia nacional, "más de 15 años después de su derogación seguimos pagando las consecuencias de una legislación que genera los peores incentivos".

Para Garavano, "en ningún escenario me parece bueno" la norma. "Es una ley que fue perversa, uno de los peores engendros, y termina beneficiando a las personas que tuvieron los delitos más graves y aberrantes,las que cometieron las mayores ofensas y no a delincuentes con delitos leves", sostuvo el ministro.

Y comentó que el ministro de la Corte Suprema Horacio Rosatti, que lideró el voto de la mayoría, "aborda los derechos humanos de los victimarios, aún de los que cometieron los delitos más aberrantes, un debate que nos debemos dar todos como sociedad".