La tasa de Alumbrado, Barrido y Limpieza (ABL) porteña aumentará hasta un 38 por ciento el próximo
año, según se desprende del proyecto de presupuesto enviado por el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta a la Legislatura.

Según los números proyectados por la administración de la Ciudad, el incremento será del 30 por ciento en promedio -el más alto en los últimos cinco años- pero alcanzará hasta el 38 por ciento para tres de cada diez hogares.

En la misma línea aunque con un menor incremento, el valor de las patentes de vehículos crecerá un 17 por ciento a lo largo del próximo año, aunque las subas comenzarán a regir a partir del 1° de enero.

El gobierno presentó recientemente en la Legislatura el proyecto de Presupuesto 2017, en el que calcula ingresos por 178.223 millones de pesos, con una actualización del ABL que más que duplica la inflación esperada por el Gobierno nacional para todo el año.

El Gobierno de Mauricio Macri prevé que el índice de inflación se ubique el próximo año en torno al 17 por ciento, aunque los funcionarios más "realistas" estiman que podría llegar en diciembre a entre el 20% y el 25% anual.

Andrés Ballotta, titular de la Administración Gubernamental de Ingresos Públicos (AGIP), dijo a la prensa que tope del 38% es una medida "para proteger al vecino", ya que por la ley vigente, el incremento debería ser de hasta el 100%.

Según el proyecto de Presupuesto porteño dado a conocer por el ministerio de Hacienda, más de la mitad del padrón de 1.800.000 partidas aumentará como máximo 62 pesos por mes, en promedio, se indicó.

Un 8,5% de los inmuebles (160.000 partidas) continúa exento porque allí residen jubilados y personas con discapacidad.

Las suban se repartirán entonces: un 13,5% de las partidas inmobiliarias aumentará menos del 20%; un 27% subirá entre un 20% y un 30%; un 23% tendrá un alza de entre un 30% y un 37%, y un 28%, aumentará hasta 38%.

En esta nota