El gobierno de Ecuador le pidió al presidente Mauricio Macri que eche al embajador argentino en aquel país, Luis Juez, y designe a uno nuevo tras las polémicas declaraciones que realizó en contra del pueblo ecuatoriano.

El Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana de Ecuador solicitó "de manera telefónica el viernes pasado" la designación de un nuevo embajador de Quito.

El pedido se produce a raíz de "los comentarios que hizo el embajador de Argentina, tras los que hemos recibido varias manifestaciones de rechazo, especialmente de comunidades indígenas de Otavalo, de la zona norte del país", explicaron las fuentes diplomáticas.

Embed

El malestar de las autoridades se produjo luego de que Juez hablara sobre los supuestos "hábitos" de los ecuatorianos de no bañarse. El diplomático había señalado, tras actuar como fiscal en las elecciones legislativas, que se había bañado y cambiado la camisa para evitar comentarios de que era "un mugriento" y que había "agarrado hábitos ecuatorianos".

A raíz de estos dichos, la semana pasada unos 200 habitantes y autoridades de Otavalo, provincia de Imbabura, se concentraron frente a la Embajada de Argentina, en Quito, para exigir la salida del país de Juez.