El paro general de la CGT se desarrolla con fuerza. En varios de los principales puntos de la Ciudad de Buenos Aires donde este portal salió a registrar qué estaba pasando en las calles se observan bolsas de basura sin recoger y los medios de transporte públicos brillan por su ausencia. Muy pocos transeúntes, varios autos pero significativamente menor al de un día habitual y, sobre todo, se siente el silencio en una ciudad que es mayormente muy ruidosa.

El Destape recorrió puntos de Belgrano (la esquina de Cabildo y Congreso); Caballito (Acoyte y Rvadavia); Flores (Pedernera y Rivadavia) y Palermo (Costa Rica y Oro).

Al paro de transporte en todas sus variantes se le suman los cortes en los accesos a la Capital Federal, que impide la llegada de los vehículos desde el conurbano bonaerense. Como forma de contrarrestar, el gobierno porteño dispuso peaje gratis y estacionamiento libre en todas las calles, para quien quiera ir en auto a trabajar.

El resultado, algunos empleados sacaron sus autos a la calle, pero el movimiento es escaso para la habitualidad de la hora pico porteña.

Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
Embed
El paro general del 6 de abril