El ministro de la Producción, Francisco "Pancho" Cabrera, salió a defender el fin de las cuotas "sin interés", aunque evaluó que no habrá un alto impacto en el consumo que, según estimó, aumentará de "calidad". El pronóstico oficial se contradice con lo que estiman los propios comerciantes, que consideran que no habrá grandes cambios, y con los consumidores ,que sospechan una suba del precio al contado.

En El Destape, por C5N, Cabrera evaluó además que hubo una "mejora en el salario real, por la baja de la inflación", y que existieron "sectores que en 2016 que cayó el consumo, y en otros como autos y departamentos se vendió más". "Vemos un corrimiento de consumo de alimentos a bienes durables que tiene que ver con una economía que está dejando de ser inflacionaria", agregó.

Cabrera estimó además que aguardan que las cuotas "sigan, más baratas" producto de la competencia. En sintonía con sus dichos, el secretario de Comercio Interior, Miguel Braun, se mostró convencido en que los precios de contado bajarán y que si esto no ocurriera, sería una señal de falta de competencia.

Embed