El gobierno nacional no apelará el fallo que el último viernes habilitó a la jueza de la Corte Suprema de Justicia, Elena Highton de Nolasco, a permanecer en su cargo en el máximo tribunal.

El juez de primera instancia en lo Contencioso Administrativo Federal Enrique Lavié Pico hizo lugar al pedido presentado por la magistrada, que podrá seguir integrando el tribunal más allá de los 75 años, que cumplirá en diciembre próximo.


Según el diario Clarín, la Casa Rosada confirmó que dejará vencer el plazo, que se agota mañana, para presentar un cuestionamiento a la resolución judicial. El escrito del magistrado sostuvo que "resulta irrelevante la fecha en que la actora asumió su cargo" -después de la reforma constitucional de 1994 que fijó el límite de la edad- porque esa cláusula "afecta la prerrogativa de la inamovilidad de los integrantes de la Corte Suprema de Justicia".