Roberto Navarro analizó el asesinato de Rafael Nahuel a manos de la Prefectura y lo calificó como un crimen de Estado. Es que el Gobierno salió inmediatamente a defender al Grupo Albatros, responsable del fusilamiento, pero no mostró pruebas para comprobar su versión de que los mapuches tenían armas.

Patricia Bullrich intentó convencer a la sociedad de que un crimen de Estado es natural. Dijo en conferencia de prensa que las fuerzas de seguridad no tienen que presentar ninguna explicación y que no van a tener límites para hacer cumplir la ley. Por esto, Navarro observó que la ministra de Seguridad defendió matar a una persona por cortar una ruta.

En esa línea, la vicepresidenta, Gabriela Michetti, había pedido antes que “el beneficio de la duda la tienen que tener las fuerzas de seguridad”.

Embed

El director de El Destape razonó que la Patagonia se militariza cada día más por las tierras en manos extranjeras que reclaman los pueblos originarios. “El Gobierno se envalentonó a partir del asesinato de Santiago Maldonado”.

Es que el Ejecutivo precisa de represión y persecusión para realizar los ajustes, tarifazos y endeudamiento. “Tratan de meterle miedo a la sociedad reprimiendo y matando argentinos. Eso es terrorismo de Estado”, esgrimió Navarro.

LEER MÁS: El editorial de Roberto Navarro: Qué dicen los medios del Mundo sobre Macri