El presidente Mauricio Macri ironizó con que "nada contribuyó tanto a conocer la corrupción como Odebrecht", al tiempo que respaldó al director de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Gustavo Arribas, sobre quien afirmó que "han querido golpearlo absurdamente" al vincularlo al escándalo de coimas en Brasil.

LEÉ MÁS: Arribas, más complicado: el fiscal ya tiene el documento de las 5 transferencias de Odebrecht

En el marco de una charla con el Premio Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa en la Casa de América, el mandatario se refirió a la polémica que sacude al vecino país por el pago de dádivas. "Nada contribuyó tanto a conocer la corrupción como Odebrecht, vamos a tener que hacerle un monumento", ironizó el líder del PRO al respecto.

Seguidamente, el jefe de Estado rechazó la presunta vinculación del Señor 5 con el escándalo de corrupción, por el que se encuentra involucrado en una causa judicial a raíz de la presunta trasferencia de dinero.

"Han querido golpear a un funcionario mío absurdamente", manifestó Macri en defensa del escribano y representante de jugadores que se encuentra al frente del organismo de Inteligencia.

Arribas fue acusado de haber recibido cinco transferencias de dinero de parte de un cambista brasilero vinculado a la empresa constructora Odebrecht, aunque el funcionario nacional sólo reconoció una por la compra de bienes muebles de un departamento de San Pablo.