Luis Etchevehere, presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), afirmó que la recaudación del Gobierno no se vio perjudicada por la quita de las retenciones a la exportación de granos. Incluso opinó que la medida tomada en diciembre de 2015 "representa un beneficio mayor" en materia económica para la Argentina.

"El Estado no perdió ingresos (con la quita de derechos de exportación a los granos); por el contrario, al comenzarse a igualar las condiciones del campo con las del resto de los sectores de la economía argentina, aumento la producción, se generó mayor demanda de insumos, de viajes de camión, de compra de maquinaria agrícola, y un incremento en el comercio", manifestó el ruralista.

LEER MÁS: Los trabajadores le transfirieron U$S 16.000 millones a las empresas el año pasado

A través de un informe, la Sociedad Rural explicó que "lejos de afectar al fisco, la medida adoptada en diciembre de 2015 incentivó la producción de trigo, girasol, maíz y soja, que crecerá un 18 por ciento respecto de la campaña 2014-2015".

También se indicó que "eliminadas las retenciones del trigo, girasol y maíz, y reducida en cinco puntos para la soja, el ingreso a las arcas del Estado por este tributo se compensó en un 97,5%", tras consignarse ingresos fiscales por "U$S 7.093 millones". Al respecto, la entidad ruralista comentó que el aumento de la producción granaria en el período evaluado "va a significar un diferencial de ingresos por Ganancias de U$S 1.378 millones". Al tiempo que las retenciones que hoy sigue pagando la soja son de U$S 5.715 millones, refirió el informe.

Por ello, Etchevehere manifestó: "ocurrió lo que decíamos, que las retenciones eran un desincentivo para la producción y que eliminarlas representaba un beneficio mayor para el país" y manifestó además que "Estado no perdió ingresos" por la medida adoptada por el gestión de Mauricio Macri a partir de diciembre 2015.

La quita de las retenciones granarias, según explicó el directivo de la SRA, permitió "igualar las condiciones del campo con las del resto de los sectores de la economía argentina: la venta de maquinaria agrícola aumentó su facturación en 104% en 2016, el consumo de fertilizantes fue un 46% más alto, y en el último trimestre de 2016, el campo generó 25.000 nuevos puestos de trabajo".

En esta nota