Cuando los argentinos recidentes en Miami se enteraron que el músico rosarino visitaría la ciudad, decidieron realizar un cacerolazo en su contra, al no estar de acuerdo con la identificación política, que se acerca a la del anterior gobierno de Cristina Kirchner.

Embed

La convocatoria dice: "Basta de relato K de vacaciones en Miami. Repudiamos la presencia del músico Fito Páez en Miami por ser un conocido Anti-Norteamericano, promotor mundial del comunismo cubano y venezolano y representar al ex gobierno kirchnerista argentino, que ha saqueado a nuestro país y lo ha convertido en uno de los países con más pobreza, más inseguridad y más corrupción en Latinoamérica, como nunca lo ha hecho nadie anteriormente y ENCIMA DE TODO VIENE A BUSCAR DÓLARES. A gente como ésta le debemos que se hayan mantenido en el poder por tanto tiempo y hayan causado tanto malestar y tanta desgracia".