La ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner insistió hoy en el armado de "un gran frente nacional" durante el acto por el Día de la Lealtad encabezado, entre otros, por el ex senador Daniel Filmus y el ex canciller Jorge Taiana.

"Los convoco a organizarnos nuevamente, a militar y, fundamentalmente, a no confundirse", dijo Cristina desde su casa en El Calafate a través de una videoconferencia. Al comenzar su discurso, elaboró un diagnóstico sobre el "Estado de la Nación y del pueblo que nos encuentra con un Estado en retroceso con una nación que ha comenzado a endeudarse". En este sentido, según la ex jefa de Estado, "están preparando una bomba de tiempo que es el endeudamiento que habíamos logrado desterrar".


"¿Adivinen quién va a tener que pagar la deuda? No va a ser el gobierno, no va a ser la banca extranjera. Van a ser los 40 millones de argentinos", expresó. "Hay una pérdida de calidad de vida de amplios sectores de la población. Hay que hacer un acto de militancia, de volver a organizarnos con mayor intensidad de modo tal de trabajar muy duramente en un proceso formidable de concientización popular", arengó.

Fernández de Kirchner explicó, además, que "tenemos que llegar a la gente para poder transmitir esta forma de sentir, pensar en cómo podemos ayudar a que se pase el mareo" y se preguntó: "¿Vamos a quedarnos relatando lo que hicimos? No".

En esta nota