El Gobierno emitió un bono por U$S 2.750 millones a 100 años. A cambio, deberá pagar más de U$S 19.593,7 millones en el centenario que dure el bono.

La nueva deuda que generó el ministro de Finanzas, Luis Caputo, le permitirá a los acreedores recibir 8,125 veces su desembolso inicial durante la vida del documento.

LEER MÁS: Denunciaron penalmente a Macri por el bono a 100 años

Tan sólo por los intereses del bono, en el primer año el Estado deberá desembolsar U$S 195,9 millones. Al tipo de cambio del momento, esto equivale a $ 3.225,1 millones.

Si el Poder Ejecutivo no se hubiera comprometido a semejante erogación, en los primeros 365 días del título podrían abonar sin problemas 720.700 pensiones no contributivas. Los haberes mínimos por discapacidad son de sólo $ 4.475 hoy.

Los multimillonarios pagos se deben a la decisión del Gobierno de incrementar la deuda externa para financiarse, aunque bien podría utilizar otra vía. Más aún, la tasa que avaló del 7,125% es considerablemente elevada mientras la internacional sólo supera el 1%.

En esta nota