Las políticas implementadas por el gobierno de Mauricio Macri siguen golpeando a los industriales.La planta textil Sedamil, encargada del hilado de la camiseta de la Selección Argentina, comunicó el cierre definitivo de su planta en Trelew. Tras mantener suspendidos a los trabajadores durante once meses, la empresa confirmó los 107 despidos.

"Son momentos muy malos y tristes para nosotros. Estamos discutiendo cuál es el mejor camino", expresó Sergio Cárdenas, secretario adjunto de la Asociación Obrera Textil (AOT), en diálogo con Radio 10. La compañía alegó no poder competir con la importación.

Sedamil es la textil más importante de Trelew, con casi 40 años operando en esa localidad, pero ya hacía once meses que se encontraba en serias dificultades y con la paralización de la producción.

En loa localidad chubutense, toda la actividad textil se encuentra en crisis. La reducción de jornadas laborales, los atrasos en los pagos y adelanto de vacaciones son prueba de ello. “Están destruyendo absolutamente todo lo que es la producción”, aseguró Cárdenas.

Según trascendió de fuentes gremiales, el acuerdo por el cierre contemplaría reconocer el 110 por ciento del sueldo bruto en el cómputo de las liquidaciones a pagar en seis cuotas y una ayuda vía Repro proveniente del Ministerio de Trabajo durante otros seis meses por la mitad del salario. La condición de ese acuerdo es que los trabajadores de la textiles acepten los retiros voluntarios.