Ni bien terminó la sesión en la Cámara de Diputados, donde por 176 votos afirmativos se aprobó el desafuero de Julio De Vido, Elisa Carrió manifestó su emoción por lo sucedido y expresó: "Me hubiera gustado que no roben así la Nación".

Conmocionada y con la voz quebrada, Carrió no quiso hablar del ex ministro de Planificación durante todos los gobiernos del kirchnerismo.

LEER MÁS: Indalo oficializó la venta de C5N a un empresario vinculado a Macri

"Necesito llorar porque me hubiera gustado que no roben así la Nación", confesó. "Me hubiera gustado que, en vez de decirme 'loca', hayan evitado tanto robo a este país", sumó.

Consultada sobre si tenía algo para decir sobre De Vido, afirmó: "No quiero decir nada, no soy vengativa".

Embed

En esta nota