Al menos cuatro cacerolazos se registraron hoy en diferentes puntos de la ciudad y provincia de Buenos Aires para manifestar su descontento con el gobierno de Mauricio Macri.

Embed

El primero fue en la localidad bonaerense de Avellaneda donde un importante número de manifestantes se reunió para rechazar los aumentos del gobierno. Desde las redes sociales, además, se convocó a una marcha para las 20 en Plaza de Mayo. Una situación similar se repitió en el barrio porteño de Caballito donde la gente salió espontáneamente.


Esta tarde, mientras respondía preguntas en conferencia, la Quinta Olivos fue cercada por temor a manifestaciones con un cordón policial y camiones hidrantes.

En esta nota