El economista ortodoxo Miguel Angel Broda aseguró este martes que el Gobierno no tiene "un plan económico para sacarnos de la decadencia" y, en consecuencia, advirtió que la Argentina "es un enfermo grave".

"La reactivación es muy escasa, poniendo en riesgo los objetivos a largo plazo. Este es un enfermo grave muy complicado. Acá no hay plan A ni plan B, esto es insostenible en el largo plazo. No se puede tener creciente déficit fiscal, financiado mangueando ahorro externo y al mismo tiempo una tasa de inflación declinante. Es inestable", alertó.

Y completó: "La Argentina enfrenta un problema de configuración de política macroeconómica de extraordinaria magnitud".

En declaraciones a radio Mitre, Broda evaluó: "si tengo una sola bala, juego para bajar la inflación. Ésa es la precondición para volver a país normal".

"Pero bajar la inflación con la tasa de interés va a tener costo en empleo. Hay que tratar de hacer los menores remiendos posibles, para no dañar el traje de largo plazo. Necesitamos un plan, una coordinación que no hay", enfatizó. Además, señaló que "el resto del mundo está dudando mucho si nos podemos hacer un país normal".

Por otra parte, también cuestionó a los vicejefes de Gabinete Gustavo Lopetegui y Mario Quintana, como días atrás lo había hecho otro economista, José Luis Espert.

"Pueden ser ejecutivos muy exitosos en la vida privada, pero no están entrenados para esto. Los ministros son gerentes, se puede ser muy exitoso en una empresa, pero yo como CEO de Techint duraría medio día. Paolo Rocca me daría una patada del tamaño de Brasil. Por algo las especializaciones existen", sostuvo Broda.