La policía municipal de Quilmes había parado a un cartonero y se encontraba frenó en el lugar el secretario general de Suteba, Roberto Baradel, y cuestionó a los agentes por el procedimiento al cartonero: "Dejalo ir, no tienen un mango partido por la mitad. Esto es pobres contra pobres".

El policía que dejó al "carrero" irse, le contestó: "Está bien señores, pero estábamos trabajando y ustedes se metieron en nuestro trabajo. ¿Nosotros nos metemos con ustedes? No".

Embed

En esta nota