Noruega desplazó a Dinamarca como el país más feliz del mundo. A su vez, Argentina cayó en el ranking elaborado por el Reporte Mundial de Felicidad 2017 realizado por la Red de Soluciones para el Desarrollo Sostenible (SDSN, por su sigla en inglés), una iniciativa global lanzada por Naciones Unidas en 2012. El reporte instó a los países a aumentar la confianza social y la igualdad para mejorar el bienestar de sus ciudadanos.

Los países del África subsahariana, junto con Siria y Yemen, son los menos felices de 155 naciones incluidas en el quinto reporte divulgado en Naciones Unidas.

En América Latina, Costa Rica ocupa el décimosegundo lugar, seguido de Chile (20), Brasil (22), México (25), Uruguay (28), Guatemala (29) y Panamá (30). Argentina ocupa el lugar 24, pero en 2015 se había posicionado 17.

LEER MÁS: Sólo un 38 % apoya la gestión de Macri

"Los países felices son los que tienen un equilibrio saludable de prosperidad, medida de manera convencional, y capital social, o sea un alto grado de confianza en la sociedad, baja desigualdad y confianza en el gobierno", dijo Jeffrey Sachs, director de SDSN y asesor especial de la Secretaría General de Naciones Unidas, en una entrevista.

La lista se basa en seis factores: producto interno bruto per cápita, expectativa de vida saludable, libertad, generosidad, respaldo social y ausencia de corrupción en el gobierno o las empresas. Sachs dijo que le gustaría que los países siguieran el ejemplo de Emiratos Árabes Unidos y otras naciones que han designado ministros de Felicidad.

En esta nota