El juez federal Sebastián Ramos sobreseyó al vicejefe de Gabinete, Mario Quintana, en una causa en la que había sido denunciado por favorecer presuntamente a un estudio de abogados relacionado con uno de sus hermanos que vive en Nueva York. Sin embargo, la Fiscalía apeló la decisión del magistrado.

La denuncia había sido presentada por la dirigente y diputada nacional electa de Nuevo Encuentro Gabriela Cerruti y apuntaba al delito de "negociaciones incompatibles con la función pública".

LEER MÁS: Tras la detención de De Vido, Michetti dijo que el Gobierno es " demasiado blando"

Sin llamarlo a indagatoria, el juez Ramos determinó que no existía tal delito dispuso su sobreseimiento. No obstante, la fiscal federal Paloma Ochoa presentó una apelación, que deberá dirimirse en la Cámara Federal.

Según la denuncia de Cerruti, el estudio con sede en Nueva York del que participó un hermano de Quintana intervino en seis de las 17 colocaciones de deuda desde que asumió Mauricio Macri como Presidente de la Nación, y en cada ocasión percibió comisiones por cada colocación.

En esta nota