El arzobispo de La Plata, Héctor Aguer, opinó a favor del fallo de la Corte Suprema que beneficia a los genocidas de la dictadura con el cómputo del 2x1 de la condena.

El obispo consideró que la acordada “se ajusta plenamente a derecho” y calificó de “inválida” la ley que votó el Congreso para conjurar los efectos de ese fallo.

Aguer, uno de los referentes más conservadores de la Iglesia Católica, dijo: “La opinión unánime es que el fallo de la Corte Suprema se ajusta plenamente a Derecho, y que está en juego el principio constitucional de la aplicación de la ley penal más benigna, que no admite excepciones”.

Acerca de la marcha en contra del fallo y las manifestaciones en contra de la Corte, Aguer dijo que "habría que distinguir declaraciones y manifestaciones masivas, unas de otras. Por empezar, me parece gravísimo desde el punto de vista institucional que no se respete íntegramente la división de poderes”.

Aguer es un referente de la ultra derecha dentro de la Iglesia. Entre sus frase más repudiadas está la justificación de la pedofilia y los femicidios, delitos que vinculo al divorcio.