Cuatro oficiales de la Policía de la ciudad de Buenos Aires y agentes de Espacio Público le secuestraron dos kilos de naranjas a un hombre que hacía jugos sobre la peatonal Florida.

El accionar fue rechazado por los transeúntes que caminaban por la zona e intentaron impedir que se lleven la materia prima del trabajo de esta persona, pero no lo lograron.


"Cuatro policías para dos kilos de naranjas", reprochó una señora.

Embed