Las expectativas de inflación de los consumidores argentinos volvieron a aumentar este mes 0,3 por ciento hasta alcanzar el 29,2% para los próximos doce meses en la economía. Así lo indicó este jueves el informe mensual realizado por el Centro de Investigación en Finanzas (CIF) de la Escuela de Negocios de la Universidad Torcuato Di Tella, con un relevamiento realizado en enero.

"Según el promedio de las respuestas, las expectativas de inflación aumentan 0,3 puntos porcentuales respecto de la medición de diciembre de 2016 y se ubican en 29,2%", dice el informe de la casa de altos estudios. Juan José Cruces, director del Centro de Investigación en Finanzas de la UTDT, precisó que las expectativas de inflación aumentan en la Capital Federal y en el interior del país mientras caen en el Gran Buenos Aires.

"Las expectativas de inflación aumentan para los sectores de ingresos altos y caen levemente para los sectores de ingresos bajos", dijo Cruces en el comunicado de prensa difundido por la Universidad. El economista indicó que, como todos los años, el relevamiento de enero incluye una pregunta acerca del nivel de inflación percibido por el público en el año pasado.

LEÉ MÁS: Diario español apunta al "fracaso" de Macri con la baja de la inflación

La percepción de la gente es que la inflación en 2016 fue del 48 por ciento, según el promedio de las respuestas, lo que equivale a un aumento de 7,1 puntos porcentuales respecto del mismo período del año pasado. El índice se obtiene de los resultados de una encuesta mensual que cubre alrededor de 1.200 casos en todo el país realizada por Poliarquía para el Centro de Investigación en Finanzas, se informó.

Los datos de este incipiente recalentamiento inflacionario que observó la UTDU sobre la base de las expectativas de los consumidores van en línea con lo observado por el Banco Central en las últimas semanas. La autoridad monetaria volvió a mantener el martes su tasa de política monetaria en 24,75%, al argumentar que las estimaciones e indicadores de fuentes estatales y privadas mostraron "señales mixtas sobre la evolución de los precios" durante enero.

En esta nota