La fiscal del Gabriela Boquín solicitó un peritaje contable de Correo Argentino, Sideco y Socma, todas las empresas de la familia Macri para conocer cuál fue la ruta del dinero.

Así lo dio a conocer el portal Nuestras Voces. Es en el marco de la causa donde debe definir, por un lado, el pago de la deuda que los Macri acarrean con el Estado desde hace más de 15 años; por el otro, las maniobras de vaciamiento de Correo Argentino en beneficio de otras empresas de la familia presidencial.

"Este vaciamiento en beneficio de Sideco y Socma, otras empresas de la familia Macri, fue denunciado por la fiscal en su dictamen del 28 de abril de 2017. De ese dictamen se desprende que en 2016 los Macri se dedicaron a vaciar Correo Argentino mientras evitaban pagar la deuda que tenían con el Estado y lograban la condonación de más de 70.000 mil millones de pesos", denuncia la nota.

Una parte del vaciamiento eran pagos por distintos rubros a Sideco. Para esto, en 2016, los Macri sacaron de los fondos de Correo Argentino 1.645.923 pesos y 185.213 dólares con la complicidad de la jueza Marta Cirulli que les habilitaba los retiros. Eran gastos injustificables para una sociedad con 3 empleados, que no tenía actividad y no podía producir ganancias, cuenta Nuestras Voces a través de una nota del periodista Ari Lijalad.

Otra parte del vaciamiento de Correo Argentino es la compra de acciones de Neficor, una firma uruguaya, supuestamente para un proyecto automotriz. El 28 de septiembre de 2007, Socma le vendió a Correo Argentino el 25 por ciento de Neficor por 2.100.000 dólares. De este monto, 1.160.625 cancelaba un crédito que Correo Argentino tenía con Socma Americana y 939.375 dólares tenían que depositarse en una cuenta corrientes de Socma Americana en el Citibank.